lunes, 23 de enero de 2012

Reseña: Seconds Apart


Título: Seconds Apart
Dirección: Antonio Negret
Género: Suspense, terror
Duración: 95 min
Año: 2010
País: Estados Unidos 


Los gemelos Seth y Jonah comparten unas peligrosas habilidades: telepatía y telequinesis. Las cosas empiezan a írseles de las manos y sus compañeros de instituo empiezan a sufrir muertes extrañas. La policía, en especial el Detective Lampkin (Orlando Jones), sospecha que los gemelos pueden estar detrás de todo. Poco a poco, los celos se interponen entre los gemelos y los dividen, hasta el punto de no confiar el uno en el otro, conduciendolos a una lucha dantesca.




¿Una película de suspense y terror sobre poderes telepáticos? ¿Con gemelos como protagonistas? ¡Contad conmigo! No es ningún secreto que me gusta mucho el cine de terror, ni que tengo un gusto especial por los gemelos, así que no es de extrañar que Seconds Apart llamara mi atención.

No tengo mucho que comentar acerca de la historia, y no me malinterpretéis: está bien, pero quizás podría haber sido mejor. Mi problema fue con la historia del detective, que se me hizo bastante cansina, simplemente porque me interesaba más el tema de los gemelos y sus poderes sobrenaturales y no la investigación y los traumas del detective Lampkin. Películas de esas ya nos sobran, gracias. Volviendo al tema principal: no es la típica historia de película de miedo, aunque la verdad es que me habría gustado ver más de la relación de los hermanos, ya que fue su componente emocional lo que hizo que esta película me gustara tanto, además de la actuación de Edmund y Gary Entin, que me encantaron. ¿Lo habéis adivinado? Acabé llorando.

Como no todo podía ser bonito, he de decir que me siento casi insultada por el personaje de Eve. Para empezar la actriz no es que me guste mucho, aunque no tengo nada en su contra, pero desde luego con el personaje... se quedaron a gusto. Eve me parece tonta e insoportable y soy incapaz de creerme su historia.
Para terminar en una nota más positiva he de comentar que, visualmente, es como estar viendo un vídeo musical, y lo digo en el buen sentido. Además, me gusta mucho el juego de ángulos y el hecho de que a pesar de haber bastantes muertes no se pasen con el gore, ya que no es algo que de por sí me llame mucho la atención y, después de tanto SAW, es un tema que tengo bastante aborrecido.

Puedo decir tranquilamente que es una de mis películas de terror preferidas, y es que para eso no hay nada que me guste más que  una historia con componentes psicológicos que me haga derramar alguna que otra lagrimita. Por supuesto, totalmente recomendada, pero no esperéis un peliculón.

No hay comentarios:

Publicar un comentario